Gerona

CiU, ERC y la CUP, han recibido el apoyo del PSOE -PSC en este caso, naturlamente- para modificar en el pleno municipal, el nombre de “Plaza de la Cosntitución” de Gerona, por el “Plaza del 1 de Octubre”.

Al margen de la connotación política de la modificación, ésta tiene un marcado carácter partidista que puede terminar por confundir a la ciudadanía; imagínese vd. que en las siguientes elecciones la mayoría de ediles son de perfil constitucionalista y cambian de nuevo la denominación a “Plaza del artículo 155”, y así sucesivamente, en un sinfín de despropósitos inútiles y pueriles.

Por otra parte, y desde el desconocimiento de la realidad catalana -algo que solo ellos entienden, como repetidamente han afirmado propios y extraños, conspicuos del proceso y gente de la calle en incontables entrevistas- no parece motivo de orgullo político -y menos aún democrático- la celebración de un supuesto referéndum sin garantía alguna, con urnas que llegaron llenas a los colegios electorales, en el que circularon por las redes sociales incontables casos de ciudadanos que votaron media docena de veces y en el que si un sujeto no podía depositar la papeleta en su colegio -por permanecer cerrado dado el carácter ilegal de la consulta- podía hacerlo en cualquier otro que le viniese en gana. No parece una buena tarjeta de presentación para una república modelo que pretende ser adalid de la democracia y modernidad en esta vieja Europa, que espera importar de los catalanes su modelo social y político, su tejido empresarial en fuga y sobre todo, su peculiar forma de ejercer el derecho al voto enorgulleciéndose de los pucherazos. Así de siemple.

 

Ada Colau

La alcaldesa de Barcelona participó el sábado nueve de los corrientes en Sabado de Luxe, programa de la cadena amiga bajo la batuta de Jorge Javier Vázquez. Uno, escéptico ante este tipo de periodismo, no cree que sea el lugar idóneo para un político, independientemente de que no acuda a tratar temas relativos a su actividad, sino sobre su vida personal; de ahí a entrar en la intimidad hay un paso muy corto que la Sra. Colau, Inmaculada, franqueó son problemas afirmando su relación homosexual, años atrás. Pocas semanas antes, había afirmado -sin facilitar otros datos- haber sido víctima de dos intentos de violación, identificándose con la víctima de “La Manada” durante la vista oral de los acusados. No parece que este tipo de declaraciones sean lo esperable en la edil de una Barcelona con pretensiones europeístas y proyección internacional. Estoy casi seguro que los ciudadanos catalanes en general y barceloneses en particular, tienen otras preocupaciones que guardan escasa relación con los devaneos sexuales de su alcaldesa, sus preferencias íntimas y otras cuestiones estrictamente personales; además, sus afirmaciones hubiesen sido motivo de dimisión en países como el Reino Unido o Estados Unidos, adalides de la democracia.

Xavier Sala i Martín

Xavier Sala i Martín,independentista y economista de cabecera del separatismo recalcitrante, ha publicado un “Tweet” en el que vincula a Albert Rivera con el consumo de drogas, como hiciese Juan Carlos Monedero en tiempos pretéritos, siendo obligado a pedir públicas disculpas para evitar su paso por el banquillo de los acusados. La misma ralea invade el espíritu de campaña entre el independentismo, cuyo líder en materia económica tilda de adicto al rival político mientras se le escapan por la puerta de atrás, las mayores tres mil empresas de su comunidad autónoma.Un análisis medianamente serio de la situación provocaría más pánico que risa ante el declive de una región que es responsabilidad única de unos dirigentes políticos irresponsables, empecinados en los mismos viejos errores.

“600”

El independentismo catalán sería propio para el guión de una película de los hermanos Marx, si el daño que están provocando en su región no fuese tan profundo. Un “seiscientos” se tunea con la estelada independentista para viajar a Bruselas en apoyo del huido Sr. Puigdemont; la matrícula del vehículo es de Madrid (¿?), y no parece que el modelo sea representativo del separatismo; una vez en la capital belga, sus ocupantes consumen tortilla española en un establecimiento denominado “Sabores de España”, y en el viaje de vuelta se accidenta el vehículo de la forma que se ilustra en la instantánea que acompaña la entrada del día. Solo una buena -y seria- noticia en este vodevil catalán: Salvo unos puntos de sutura, nada sucedió a los ocupantes de la tuneada enseña libertaria. Nos alegramos.

Katherine Zeta Jones

No sé si se trata del maquillaje, del inexorable paso de los años, o de un cirujano plástico poco acertado, el caso es que la Sra. Douglas luce mucho más hermosa -y más joven- en la instantánea inferior, cuando enamoró en su papel de Elena Montero, conquistando a un Antonio Banderas con quien protagonizó un baile inolvidable. La depresión, las enfermedades propias y ajenas, dejaron huella en el rostro de la bella actriz, que fue un auténtico icono de belleza para quien suscribe durante muchos años. Me quedo con la segunda imagen, claro.

Híbridos del aire

A este avión comercial, BAe 146 se le prevé sustituir una de las cuatro turbinas convencionales por otra eléctrica, en un intento de hacer más ecológica, económica y amigable la navegación aérea. El proyeco se conoce como E-Fan X y están implicados Airbus, Siemens y Rolls Royce.

Con el escepticismo propio de quien desconfía profundamente de todo artilugio capaz de desplazarse a novecientos y pico kilómetros por hora y más de nueve mil metros de altura, me pregunto por qué no se propone sustituir una de las dos turbinas de un Airbus 320 o un Boeing 767 por este motor ecológico, y no encuentro otra respuesta que la mayor facilidad para el vuelo de una aeronave en la que funcionan tres de sus cuatro motores que no otra en la que la mitad se ha ido al garete. Los avances me parecen estupendos, pero los experimentos, como se dice por estos pagos, con gaseosa. Ya resulta lo suficientemente peligroso volar en condiciones normales, como para incrementar el riesgo en función de satisfacer las soflamas ecologistas de una minoría de la población.

Britannic

Esta reproducción ilustra el momento en el que el Britannic, uno de los otros dos barcos gemelos al Titanic, se hundió el día 1 de Noviembre de 1.916, tal vez por una mina, tal vez por el efecto de un torpedo, causando apenas cuarenta muertos en su naufragio, a diferencia del tristemente famoso trasatlántico, hundido en su primera singladura. Los dos buques fueron malditos y ninguno de ellos terminó su vida de servicio en el apacible descanso de un desguace, sino que ambos paquebotes descansan en el fondo del mar, a diferencia del tercero, el Olympic, que tras algún accidente y numerosos servicios, terminó sus días troceado entre dos astilleros diferentes.

No podía faltar una instantánea, coloreada, como la introducida ayer, del Olympic entrando en puerto los primeros momentos de su servicio.