Tabaco sí… Tabaco no


image

Es una tomadura de pelo el hecho de que se haya obligado a numerosos establecimientos de hostelería a llevar a cabo una inversión importante a fin de cumplir las exigencias de la ley anti-tabaco, para que tres años después resulta inútil el esfuerzo y se prohíba fumar en todos los establecimientos públicos. No será el gobierno quien compense las pérdidas sufridas por tales negocios como consecuencia de un elevado precio de las obras de adaptación, que han tenido una vida útil tan corta. España es diferente por muchas razones:

  • La hostelería supone un mercado laboral muy importante en nuestros país; la prohibición taxativa de fumar en establecimientos públicos, llevará a muchos ciudadanos a permanecer en la tranquilidad de sus hogares para celebraciones típicamente sociales, como el fútbol televisado; ello repercutirá sobre el número de parados de forma mucho más significativa que en el resto de Europa.
  • Prevenir la picaresca es bueno, pero adelantarse a ella con la ley en la mano es complejo: ¿Por qué se va a considerar una fiesta privada (un club privado) como establecimiento público?. O dicho con otras palabras, ¿por qué no puedo fumar en mi casa reuniendo a doce amigos?. ¿Tiene esa cantidad la condición de público?.
  • La calle es también un lugar público, y sin embargo y en principio, se va a permitir fumar en la vía pública, lo que no deja de constituir otra paradoja.

Finalmente indicar que el Estado se parece cada vez más al Gran Hermano que vigila nuestros intereses incluso en contra de la voluntad propia. A unos padres gallegos se les ha retirado la patria potestad del hijo porque lo tenían gordo, obeso, vamos con kilos de sobra. Dentro de poco podremos hacer lo mismo si no nos gustan las ideas que los progenitores transmiten a sus hijos, o barbaridades semejantes. Y no vean en este artículo una defensa del tabaco; al contrario: Si se quieren hacer las cosas bien, si se pretende ser coherente con la salud y con la sociedad, debería de ilegalizarse y prohibirse su consumo en todas las circunstancias. Llega uno a pensar –casi seguro que de forma equivocada- que lo más importante es la recaudación de tantos impuestos especiales que lo gravan.

5 Responses to “Tabaco sí… Tabaco no”


  1. 1 MOBA 6,noviembre,2009 en 6:10 pm

    Perdone vos, Pumarino. Aquí,la única tomadura de pelo que exisitió fue la de los hosteleors -sin excepciuón- que hicieron lo que les apeteció, sin reparar en la norma ni en su cumplimiento. Déjese de agfraviso de nada ni de nadie, porque vos, que anda y ronda por la ciudad, no sería capaz de citarme ni a un sólo hostelero, restaurador, chigrero o como quiera llamarse, que hubiera invertido ni un duro en instalar nada en el establecimiento para cumplir con laley del tabaco. En todo caso, lo que se encontraría, sería a mucho “garrulo” listo, que consiguió la pertinente subvención para adaptar un establecimiento, que luewgo no adaptó. Gilipolleces, Pumarino, las menos. Ya fue una gilipollezla ley que sacó el gobierno, pero las circunstancias mandaban. Aun hoy, son muchos los que no están por la prohibición. Así que a ver si ahora, con una norma racional y razonada se prhoibe se pone solución y remedio alproblema, y si es así, yo, el primeroen aplaudirla.

    Otro día, ya que le veo con ánimo de poner las cosas en orden, pues hablamaos también de las ciudadades y losperros, que es algoparecido a lo del tabaco. El que tiene perro quiere todos los derechos y los que no lo tienen quieren restringirlos. Igual con el tabacoy el tabaquismo. El que fuma no quiere restricciones y el no fumador persigue la absoluta prohibición. As´ñi que, cuando guste, discutimos cada tema. Pero no vuelva a confundirnos con sus ideario personal y polémico. Vale así?.

  2. 2 Alejandro Pumarino 6,noviembre,2009 en 7:37 pm

    Sr. Moba:
    Se lo resumo en una sola frase: Ilegalice vd. el tabaco. Punto pelota. Es lo que hay. Si es legal pues se fuma, y si no, se convierte en iliegal, como la cocaína o el hachís y solucionada la cuestión. Lo demás, siguiendo su peculiar vocabulario, son mariconadas.

  3. 3 MOBA 10,noviembre,2009 en 9:25 am

    Amigo Pumarino, no selo tome Ud. tan radicalmente. Yo no ilegalizo nada. Todo lo contrario. Me asustan las prohibiciones. Pero aplaudo que las cosas se ordenen y ajusten, para que funcionen. Según su radicalismo Ud. sería capaz de cerrar los hospitales para que no hubiera listas de espera o se podría cerrar la autopista del Huerna para qaue no haya accidentes, etc, etc. No, Sr. Pumarino. Nada de ilegalizar ni cerrqar, sólo organizar y ordenar, que signnifica “poner orden” en las cosas. Yo no quiero prohibir los perros, pero me siento en el derecho de pedir que se ordene y organice el uso y tenencia de perros. No me siento, por tanto ningún “inquisidor” que vaya por la vida prohibiendo nada. Pero funar en lugares públicos es algo lógico que se controle, por respeto a los no fumadores. Y así lo entienden muchos de los fumadores que existen. Y lo mismo con los perros, que no entiendo como se permite que puedan andar sueltos en lugares abiertos, entre las personas, en vez de ir sujetos por sus dueños y al paso de éstos, que es lo que hace la gente que cuenta con la debuda educación. Y tampoco entiendo que con toda naturalidad estos perros, con sus propios dueños, puedan pisotear los jardines y zonas verdes de la ciudad, cuando las personas, por respeto hacia el medio, no se les ocurre invadir ese espacio, que existe, no para los perros sino para el recreo sensitivo de todos los ciudadanos. Ya ve, no prohibo y no ilegalizo, pero soy partidario de que las cosas se ordenen de forma razonada para la mayoría.

  4. 4 Francisco Pastor Gonzalez 19,noviembre,2009 en 1:54 am

    Ante las polémicas noticias sobre la prohibición absoluta de fumar en establecimientos y las protestas por parte de los afectados por estas medidas radicales, he diseñado este cartel pensando en los locales que por necesidad de conservar una clientela, son de la opinión de permitir fumar pero avisando que el tabaco nos perjudica a todos…

  5. 5 Francisco Pastor Gonzalez 19,noviembre,2009 en 1:57 am

    Ante las polémicas noticias sobre la prohibición absoluta de fumar en establecimientos y las protestas por parte de los afectados por estas medidas radicales, he diseñado este cartel pensando en los locales que por necesidad de conservar una clientela, son de la opinión de permitir fumar pero avisando que el tabaco nos perjudica a todos…

    http://tabacositabacono.blogspot.com/


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




noviembre 2009
L M X J V S D
« Oct   Dic »
 1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
30  

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 384 seguidores


A %d blogueros les gusta esto: