Archivo para 14/11/09

La pesca y los piratas

image

La comparación de Zapatero con Aznar deja, en este caso, mal a ambos políticos: Ni José María pasó con verdaderas soluciones debajo del brazo en Galicia, ni a Zapatero se le ven visos de solucionar el problema del secuestro, especialmente embrollado por la estelar actuación de Garzón. Pero lo que más llama la atención, es el trato ofrecido al país africano, una nación en la que no tenemos embajada, un país paupérrimo en el que, como señala el artículo, se lapida a las niñas de trece años por violación, afirmando que tienen veintitrés y cometieron adulterio. Negociar con este tipo de vándalos es algo parecido a intentar razonar con un esquizofrénico; la sociedad pone camisas de fuerza a los locos, pero las Naciones Unidas no frenan este tipo de desmanes mientras ilusos del corte de Zapatero se dedican a hablar de alianza de civilizaciones.

La verdad es que, en el fondo, estoy de acuerdo con el presidente circunflejo; me parece bien un gran acuerdo entre todos los pueblos, y las diferentes religiones y creencias, pero resulta innegociable que el mismo se sustente sobre un respeto profundo y eficaz a los derechos humanos, algo que resulta contrario a convicciones enraizadas de no pocas confesiones, convirtiéndolo en poco menos que imposible. Predicar la caridad cristiana sería más propio de las jerarquías eclesiásticas, aunque tampoco veo a Monseñor Rouco defendiendo otra cosa que no sean sus propios intereses, y poco coherente con un gobierno que dice ser de izquierdas mientras utiliza tanto la kipá como el pañuelo palestino. Confundir a víctimas y verdugos formaría parte de un ideario nazista, y no podemos dialogar formal y diplomáticamente con un pueblo que consiente lapidar a una niña de trece años; si la solución a la piratería ha de pasar necesariamente por el empleo de la fuerza, nuestro ejército está para algo más que llevar a cabo misiones de paz, como eufemísticamente se señala por la administración. Está para defender a nuestros ciudadanos de ataques violentos por fuerzas extranjeras, y éste es uno de esos casos en los que el empleo de las armas se vería justificado. Los piratas actúan con el consentimiento no siempre implícito del país que los ampara; ejemplarizar lo que puede suceder en caso de secuestro de un buque español, debería de formar parte del conjunto de ideas disuasorias que sostuviese nuestros intereses en la pesca, tan necesarios en estos tiempos de crisis.


noviembre 2009
L M X J V S D
« Oct   Dic »
 1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
30  

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 383 seguidores