Archive for the 'Excursiones' Category

Bergen

Una reciente publicación digital recoge un reportaje sobre la ciudad noruega, con sus coloridas casas, siempre reconstruidas del mismo modo, multicolores y que, actualmente, acogen diferentes establecimientos comerciales y algún restaurante. La ciudad ofrece rincones encantadores y es acogedora, incluso cuando no hace sol, lo que es mucho más frecuente que la imagen recogida en nuestra entrada de hoy.

Tapia

Una publicación digital se ha referido esta semana, en su sección de sociedad, a pueblos entrañables en la frontera que separa Asturias de Galicia, empezando por Tapia de Casariego, a quien corresponde la imagen que ilustra nuestra entrada de hoy, y deteniéndose especialmente en la ría del Eo, Castropol, Vegadeo, para terminar en la playa de las Catedrales y la costa de Rinlo, desde donde zarpaban balleneros, hace ya bastante tiempo. El comentario alababa la belleza natural de la zona, advirtiendo al futuro turista que la única preocupación debía ser el clima. No estoy de acuerdo. Conozco bien la ría del Eo y me parece más hermosa los días grises, de calma chicha, en los que apenas se perfila la silueta de Castropol desde el puerto de Figueras, difuminado bajo una lluvia finísima; esos días en los que cualquier paraguas es inútil y que invitan a ese paseo sosegado por una región en la que el tiempo pudo haberse detenido hace ya muchos años, cuando en mi juventud viajaba a los astilleros del pueblo por una carretera que todavía no existía.

Cangas de Onís

La instantánea no está técnicamente bien realizada; gran parte del celaje está sobreexpuesto, como el suelo del puente, y el encuadre es manifiestamente mejorable. Rebuscando entre viejos archivos encontré esta imagen de la que solo sé la fecha: Noviembre de 2.002. Hace escasas fechas recorrí de nuevo Cangas de Onís por motivos profesionales, un día frío, como el que hacía cuando se disparó la fotografía, y se percata uno de que quince años no es nada y parece que fue ayer.

Everest

George Mallory desapareció, junto a su compañero de cordada, a más de ocho mil metros sobre el nivel del mar, en la cara noreste el Everest; se ignora si llegó a hacer cumbre, en cuyo caso se habría adelantado en unos 27 años al Sr. Hillary, que ostenta el record. Su cadáver, descubierto 75 años tras su desaparición, es uno de los que guían esta suerte de turismo tan peligroso como macabro.

David Sharp llegó cansado y se detuvo, se detuvo para siempre quiero decir, porque quienes pasaron delante suyo fueron incapaces de socorrerle, allá por el año 2.005, ejemplo de la caridad cristiana -mayoría entre los montañeros occidentales que frecuentan tales pagos- de quien se preocupa más de su propio ombligo o de alcanzar la cima, que de salvar la vida de un semejante que se congela a pocos metros de la cumbre. A día de hoy sigue pasando el personal por delante de este espectador eterno, que estaba un poc más cerca del cielo cuando se fue a conocer a Dios.

Tsewang Pajlor es el nombre del alpinista que yace para siempre a la entrada de una cueva a la que dio nombre su apodo, Green Boots (botas verdes), en la que permanece sentado David Sharp, de quien comentábamos más arriba las circunstacnias de su muerte. La temperatura permite que ninguno de los dos cuerpos sufra la descomposición habitual en lugares de temperaturas más agradables.

En fin, la ruta hacia la cumbre más alta del mundo está sembrada de cadáveres, pero también de miseria humana, de egoísmo por el simple prurito de alcanzar la cima más alta del planeta. Hace bueno el dicho de que a las cumbres más altas solo llegan las águilas y las serpientes. Descansen en paz.

Cabo Touriñán

Cerca de Muxía, constituye verdaderamente la parte más septentrional de Galicia, al menos más que Finisterre, que debería serlo. El faro es famoso y merece la pena visitarlo. La vista, desde lejos, ya traslada al viajero unas cuantas décadas atrás, en un paraje en el que el tiempo parece haberse detenido, con la inestimable ayuda del carácter gallego y las puestas de sol, en las que el astro rey se pierde en el horizonte del Atlántico. Algún día, Alejandro Pumarino volverá a intentar obtener una instantánea tan hermosa como la que ilustra nuestra entrada de hoy

La Habana

La reciente visita de Barak Obama a la capital de Cuba abrió muchas esperanzaspero también creó numerosos conflictos, habiendo quien opina que solo benefició a las clases más favorecidas de la isla. No sé que vio el presidente americano, y estoy seguro de que no es ningún ignorante o indocumentado. De todas formas, desde la humildad de este espacio, le adjunto tres fotos de La Habana, posiblemente de luganres por los que los turistas no suelen pasear.

Jordan Cox

Un británico de 18 años ahorró dinero al viajar entre las ciudades inglesas de Sheffield y Brentwood haciendo escala Berlín (Alemania) en lugar de tomar un tren en el Reino Unido. Jordan Cox ahorró 7,72 libras (10,14 euros) volando de Sheffield, donde había asistido a una conferencia, a Berlín y de ahí de vuelta a Brentwood.

Jordan Cox es el nombre del muchacho que, disponiendo del tiempo suficiente, se dio una vuelta por Alemania antes de regresar a su ciudad en el Reino Unido, a menos precio de lo que hubiese pagado por el tren en su país, paradojas estas de los vuelos baratos. Con el tiempo suficiente, se dió una vuelta por alemania y tuvo tiempo para hacerse una fotografía que se convirtió en viral. Y, desde mi punto de vista, ese es el problema; se pregunta uno a quien se le ocurriría el cálculo para ahorrar los diez euros utilizando dos vuelos, con escala en Berlín, en vez del tren directo, y la instantánea que ilustra la entrada lo explica sobradamente. Huelgan los comentarios.


Comentarios recientes

octubre 2018
L M X J V S D
« Sep    
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
293031  

Top Clicks

  • Ninguna

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 26 seguidores