Archive for the 'Fotografía' Category

Behati Prinsloo

La modelo, cuyas fotografías ilustran la entrada de hoy, es natural de Namibia y cuenta 25 años de edad, habiendo alcanzado la fama a través de Victoria’s Secret, de cuyos “angeles” forma parte. En un acto patrocinado por Tomy Hilfiger al que acudió la susodicha, y pese a lucir un vestido no excesivamente corto, el viento le jugó la mala pasada que un fotógrafo oportunista inmortalizó con su cámara. La verdad es que no luce mucho más allá de lo que suele ser habitual en numerosas instantáneas de la modelo, pero el morbo de la situación hizo que las fotografías diesen la vuelta al mundo. Por cierto, y como se puede ver más arriba, la sonrisa de la muchacha es tan encantadora como escuálida su silueta. Sin defender desde este espacio la obesidad  ni el sobrepeso, pertenece la muchacha a este grupo numeroso de modelos que parecen excesivamente delgadas, especialmente si consideramos la estatura de la señorita, que anda en el metro ochenta con la constitución de sus extremidades y una cintura poco marcada en el contexto de un peso límite para dicha altura.

De todos modos, la expresión risueña que nos regala en la segunda imagen lo paga todo y para el resto, como diríamos aquí en Asturias, nada que no se pueda arreglar con dos o tres fabadas.

Felicidades

Cumple cien años uno de los edificios más emblemáticos del planeta, construido entonces bajo la dirección de Gustave Eiffel, ingeriero de origen alemán cuyo verdadero apellido era Bönickhausen y fue sustituido por el nombre de la cidad alemana de donde su familia era oriunda. Como dato curioso, durante su construcción solo se registró un accidente mortal, que además tuvo lugar en domingo y mientras el operario estaba en la obra con su pareja.

Alejandro Pumarino tuvo ocasión de visitarla varias veces y, del mismo modo que sucede con este Gijón del alma, cada ocasión es diferente y cada fotografía distinta aunque se repitan desde el mismo lugar. París bien vale una misa, hasta dos o más, si se tercia, y uno echa de menos no estar allí ahora mismo, esta Semana Santa, en vez de seguir trabajando en esta suerte de zulo desde el que el entretenimiento consiste en salir al exterior a través de este pequeño espacio cibernético que comparto con todos ustedes.

Pietro Boselli

Pietro Boselli es el nombre de este joven italiano que da clases de matemáticas después de doctorarse en una ingeniería, ocupando el tiempo libre en trabajar como modelo, ofreciendo en su cuenta de Instagram numerosas fotografías, de las que dos de ellas ilustran la entrada de hoy.

Alejandro Pumarino, heterosexual de momento, no deja de apreciar la belleza del cuerpo humano, hombre o mujer, y no puede dejar de comparar los músculos rectos del abdomen que luce el joven italiano, con la redondez que rodea su propio ombligo, justo por debajo de la cavidad torácica. Decididamente no somos todos iguales, gracias a Dios, pero la sana envidia está ahí y cuesta compatibilizarla con esta publicación, que dedico a las féminas habituales del espacio; si con cierta frecuencia las entradas contienen instantáneas de mujeres hermosas, no está de más que cambiemos hoy las tornas con la imagen de este joven profesor de… lo que sea.

Paseo del Muro

Faltaban aún muchos años para que Alejandro Pumarino apareciese en este mundo, pero la instantánea me llamó la atención por los pocos cambios, en el fondo, que sufrió ese tramo del paseo. Al fondo se adivina una Iglesia de San Pedro que caería durante la Guerra Civil y las calles apenas están urbanizadas; la fotografía parece ser de los años veinte. Los postes lucen crucetas, muchas crucetas, quizás hasta demasiadas, quién sabe. Yo aún los recuerdo por la carretera de Villaviciosa, llevando una línea a cada lado de la vía; también guardo recuerdo de los carros, como el de la imagen, que bajaban de Somió con la leche, las verduras y otros perecederos al antiguo Mercado del Sur, y se alineaban en la actual Plaza de Europa, apenas urbanizada y donde, de chavales, jugábamos al fútbol entre los árboles, con la Bodega Zapata al fondo. Bonita imagen (gracias a Gijón en el recuerdo) para empezar la Semana Santa, que tampoco será sustancialmente diferente de otras muchas.

Charlotte McKinney

Charlotte McKinney, la modelo que dicen viene pisando fuerte y de quien dicen ser la sustituta de Kate Upton, tiene motivos sobrados para merecer el mérito que se le atribuye. Dos poderosas razones y una silueta envidiable y atractiva son el mecanismo ideal para soportar el tedio electoral de esta jornada, gane quien gane. Uno, a priori, tiene la sensación de que perdemos todos;  no se ve luz al final de un túnel en el que las trampas y zancadillas son comunes a todos los partidos, hasta los de reciente aparición y los personalizados en figuras relevantes de las tertulias. Hasta la temprana madrugada en la que las cifras serán prácticamente definitivas, la modelo americana relaja la vista y alegra el espíritu, por lo menos el de los varones heterosexuales.

Tania Sánchez

Está guapa Tania Sánchez, al menos lo parece en estas fotografías, y ello supone que el Sr. Iglesias puede no tener excesivo acierto en sus filias ideológicas, pero por lo menos, sí demuestra gusto en las mujeres. Claro que esto puede interpretarse como una forma poco disimulada de machismo, aunque la instantánea de la interfecta que hoy ilustra la entrada, tampoco sugiere una mujer reivindicativa, luciendo vestido corto, bastante por encima de las rodillas, maquillaje poco disimulado, uñas pintadas a juego con unos zapatos con tacón y plataforma, último modelo. Lo primero que hicieron las ministras socialistas al llegar al poder, fue un posado para Vogue sobre pieles de animales, de las que luego se dijo que eran sintéticas; Dª Tania no precisa el adorno de lo natural ni de lo artificial, porque es más joven y enseña el atractivo de su femineidad natural, sin que nadie, ahora no, por favor, pueda tildarme de nada por marcar la necesaria diferencia que nuestra especie tiene entre los dos sexos. Parece como si el progresismo militante necesariamente estuviese en contra de la elegancia, la insinuación o el atractivo, como si nuestro comportamiento no incluyese el cortejo que otras especies comparten con nosotros. Claro que el piropo, parte de ese juego de acercamiento sexual, los requiebros, las sugerencias o las invitaciones, son la expresión de un maachismo trasnochado cuando no una figura de acoso, tipificada en el código penal. No parece que a Dª Tania le preocupe el particular, ni le desagrade, a tenor de la guisa que nos regala con su indumentaria. Bienvenida al mundo normal, Sra. Sánchez.

Plaza del Seis de Agosto

La Plaza del Seis de Agosto, sin otro edificio conservado actualmente que el ocupado por Correos; al fondo, en la esquina entre las calles Asturias y Libertad se adivina una construcción entonces reciente, que sigue actualmente en pie. No conocí así -ni mucho menos- la plaza de referencia, con los postes de teléfono en los tiempos que se precisaban tantas crucetas y tantos aisladores. La fuente luminosa que ocuparía años después el espacio, tampoco existe hoy, aunque sí guardo en el recuerdo el día de su inauguración, desde la Cuesta de Begoña (Fernández Vallín) en mi infancia áun temprana, atestada de curiosos por ver el funcionamiento del moderno -moderno entonces- mobiliario urbano.

Gracias a “Gijón en el Recuerdo” de donde fue tomada la instantánea.


mayo 2015
L M X J V S D
« abr    
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 153 seguidores


Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 153 seguidores