Archive for the 'Humor' Category

Salón Erótico de Madrid

Salón erótico autorizado por la Sra. Carmena, en el que se caricaturiza a los políticos en actitudes inequívocas con alguna particularidad técnica, como el sado-maso de Susana o el onanismo de Pablo. Es difícil discernir donde termina la libertad de expresión para empezar el insulto; uno, que es liberal reconocido, no encuentra de buen gusto las imágenes, pero tampoco me parece que atenten contra el honor o la integridad de nuestros próceres; no faltando quien se escandalizó, a mi me llevó a esbozar una media sonrisa, faltando la otra mitad por el trazo grueso de la broma. Que les vaya bonito.

Sexo, porno y feminismo

Sobre la actriz popularmente conocida, del cine “X” ya habíamos hablado en este espacio y vuelve a ser noticia de portada arrastrada por las hordas podemitas que acaban de organizar un evento sobre “sexo, porno y feminismo” cuya instantánea ilustra la entrada del día. A mi me cuesta especial trabajo conjugar el “hardcore” de toda la vida, con el feminismo; basta bucear en media docena de páginas de internet subidas de tono, para descubrir que el trato recibido por la hembra de la especie en este tipo de producciones, suele ser degradante, con un perfil de relación sexual encaminada, exclusivamente, al placer del macho. Algunos sitios, conscientes del material que guardan, aclaran entre los títulos de crédito, que se trata de relaciones consentidas y que los protagonistas son actores, sin tratarse necesariamente de páginas especializadas en sado-maso. De todos modos, la cuestión se centra en que nuestra actriz -nuestra por su nacimiento-, se confesó progresista y adepta a Podemos, con lo que su profesión quedó automáticamente beatificada por el progresismo militante, que critica e impide la participación de azafatas en el Gran Premio de Jerez, como comentábamos unos días atrás. Preciso la luz podemita para entender como asociamos el feminismo a las producciones “X” y consideramos “cosificar” a la mujer la imagen de las azafatas en un evento de motociclismo. Pablo Iglesias gusta de cabalgar sobre sus contradicciones, pero me parece que se le empezaron a desbocar hace demasiado tiempo, y esto es solo otro ejemplo, e irrelevante, de ello.

Matrimonio de tres

Duston Holloway encontró, al regresar a su domicilio en Texas, a su novia en la cama, acompañada por otro hombre; la reacción, curiosa cuando menos, fue hacerse un “selfie” con la pareja durmiente, a la que trató de despertar sin éxito por encontrarse en estado de franca ebriedad. “Cuando llegas a tu casa y encuentras a otro hombre en la cama con la mujer que amas! Buenos hombres merecen buenas mujeres”, fue el texto subido a Facebook junto con la imagen adjunta, y no tardó en convertirse en viral, como era esperable. No conozco la información de que disponía el Sr. Holloway sobre el invitado de su novia, pero suponer “bueno” a quien se acuesta con tu pareja es, cuando menos, un ejercicio ejemplar de caridad cristiana. Que sean todos felices.

Tramabus

Adjunto propuesta para Podemos, de alternativas a su “tramabus”, incluida la de un chófer profesional, legalmente capacitado, para su conducción en medio urbano e interurbano.

De nada.

 

El presente franquista de la Semana Santa

La instantánea que ilustra la entrada de hoy, muestra la imagen del general Queipo de Llano al frente de una cofradía sevillana en la postguerra inmediata. El título de la entrada es el que el diario “Público” colocó sobre la fotografía.

Entiendo la necesidad que tiene el progresismo militante, de resucitar al antiguo dictador a cada paso; que Franco lleve cuarenta y dos años muerto, parece carecer de toda relevancia, especialmente si sigue presente, como indica el medio, el la Semana Santa sevillana.

Más allá de creencias, costumbres, fe o tradición, la Semana Santa en numerosas ciudades españolas, es un espectáculo único e irrepetible, que atrael decenas de miles de turistas y de curiosos. Que la religión despierte la curiosidad, incluso entre agnósticos, ateos o creyentes de otras confesiones es tan frecuente como razonable, y resulta absolutamente normal encontrar turistas en la catedral de Burgos, la Mezquita de Córdoba, el Taj Mahal o admirando los Budas tailandeses. Por otro lado, España estuvo sometida a una dictadura militar entre 1.939 y 1.975, con lo que la presencia del ejército en eventos sociales no debería sorprender a nadie y menos a los pseudoprogresistas que -como fue el caso del PSOE- apoyó primero el régimen del general Primo de Rivera y después guardó un silencio conveniente -y tal vez connivente- durante buena parte del régimen franquista.

En definitiva, desde este medio queremos ilustrar a los articulistas de “Público” que Franco lleva cuarenta y dos años fallecido, que su régimen -afortunadamente- es historia y que debe existir escasez de recursos y de noticias para precisar la resurección del dictador cada dos por tres, para calificar la Semana Santa o tildar de franquista a quien manifieste disidencia con el pensamiento políticamente correcto encarnado en la línea editorial del diario.

Harry

El novio de Meghan es, al menos para mi, bastante menos atractivo, desde luego, mucho más mediático y también -por qué no decirlo- más afín, como uno mismo, a la cosa esta de la juerga, la “dolce vita” y la fiesta en general. Parece ser que Harry pasa la Semana Santa en nuestro país, bien asesorado por los consejos de su novia, que residió entre nosotros, y que su paso por la capital tendrá el carácter discreto de la realeza británica, solo salpicado por escándalos puntuales, de los que en buena parte, fue responsable el padre de la criatura. Inglés o guatamalteco, tanto da, sabe donde encontrar buena comida, atractivas damas y mejores caldos, asuntos en los que resulta verdaderamente difícil superar la oferta nacional; el Sr. Iglesias se empeña en que no representa un futuro prometedor vender sol y turismo de calidad a los foráneos, pero Harry piensa de forma diametralmente opuesta. Seguramente, si fuera ciudadano español en vez de príncipe británico, no votaría al Sr. Iglesias, como tampoco lo hago yo, y conmigo, cada vez menos desencantadas personas -no voy a decir gente- que ven en el populismo un futuro más oscuro que incierto.

Meghan Markle


Hoy dedicamos la entrada a Meghan Markle, actriz que alcanzó doble fama; tanto como protagonista de la serie “Suits” de temática legal, como por “bloguera” en su espacio “Tig”, que cerró recientemente sus puertas. Se comenta en los mentideros cibernéticos que el verdadero motivo de su mutis por foro izquierda en la red, no es otro que el noviazgo con el príncipe Harry, nieto de la actual monarca británica, lo cual nos sitúa en otra perspectiva: Que la realeza no se lleva excesivamente bien con la popularidad y los medios, y que el muchacho, pelirrojo y simpático aparentemente, tiene un extraordinario buen gusto. Probablemente la anatomía del noble pelirrojo no sería suficiente para conquistar el corazón de la bella señorita, pero su orden en la dinastía británica ayuda a la causa, hasta el punto de que la prometedora actriz se cierra en buena medida, a la popularidad inherente a su trabajo, para aumentar la discreción en sus esperanzas. Alejandro Pumarino nunca cerrará el blog, salvo causa de fuerza mayor; jamás alcanzará la popularidad -ni lo pretende- y le gusta hablar de política desde fuera, de modo que tampoco será posible la crítica al abajo firmante por las manifestaciones -no siempre correctas- vertidas en este espacio. Si me permiten bromear, solo algo me haría cambiar de opinión, y es que, en caso de que la muchacha de la instantánea me rogase abandonar el espacio, probablemente lamentaría esa cita periódica con la fiel y tristemente poco numerosa parroquia que me acompaña a diario.